La formación de formadores consiste en unas sesiones presenciales de formación. Donde se imparten conocimientos tanto de contenido como de metodología. Estas sesiones se complementan con guías para los profesores y editores, donde se dan pautas para superar los diferentes handycaps a los que se enfrentarán los alumnos, y propuestas para dinamizar las diferentes actividades.